Teletrabajo con niños

Home Office mit Kind
Teletrabajo con niños
El coronavirus tampoco pasa inadvertido para las personas que trabajan en una oficina. Dado es casi imposible mantener la distancia entre unos y otros en la vida laboral (por ejemplo, el compañero que se sienta directamente al lado o delante, encontrarse con el jefe en la fotocopiadora, a la hora de comer se sienta todo el mundo alrededor de la misma mesa, ...), muchas empresas han decidido poner en marcha el teletrabajo. Los que pueden, han cogido los portátiles y han tenido que trasformar las cuatro paredes de casa en un espacio de trabajo personal.

Si tienes niños en casa, dado que actualmente no pueden asistir a la guardería o al colegio, es probable que pierdas los papeles tarde o temprano si tienes que teletrabajar. El problema es que los niños no suelen entender por qué ahora mamá y papá están en casa pero no tienen tiempo para jugar.

Así que para defender tu lugar de trabajo contra los más pequeños (poner ladrillos de Lego en el teclado digamos que serían un poco molestos), hemos preparado algunos consejos para ti. Esto hará que el tiempo en el despacho de casa sea pan comido.

1. Desayunar juntos: Aunque ya no tengas ir desplazarte a tu lugar de trabajo en coche, no es aconsejable que te quedes durmiendo hasta poco antes de que empiece tu horario de trabajo. Tu demonio interior es un tanto pillo y, cuando vuelva la normalidad, hará todo lo posible para que te sea difícil el acostumbrarte a la vida cotidiana como si nada. Incluso los más pequeños encontrarán mucho más fácil el volver a empezar en el colegio. ¿Por qué no empiezas con un desayuno conjunto? Normalmente no suele haber tiempo suficiente para ello, pero ahora puedes disfrutar de un buen desayuno en familia antes de trabajar. No hay mejor manera de empezar un día exitoso en la oficina de casa.

2. Ponte la ropa oficina también en casa: Sí, es muy tentador llevar pantalones de chándal y tu sudadera favorita (y no digamos que el pijama) delante del portátil, pero tu ropa no debe, al igual que tu comportamiento, ser diferente de la vida cotidiana de la oficina. Incluso ponte un maquillaje ligero, preferiblemente menos de lo habitual, así te sentirás mucho más dentro «de la película». Y tus hijos también notará que mamá se ve exactamente igual que cuando sale de casa para ir a trabajar.
3. Planifica «tiempos mami-hijo» fijos, durante los cuales los niños puedan decidir a qué se juega - es esencial jugar lejos del escritorio de trabajo, de lo contrario podría haber «decoraciones» indeseadas en tus papeles, las que harían que tu jefe estuviese probablemente menos contento que lo esperado. Después de un rato de juego, hay que volver al trabajo. Muy importante: una vez que los tiempos de juego hayan sido establecidos, hay que respetarlos consistentemente durante todo el tiempo de teletrabajo.
Home Office Kind
4. Atención: La cesta de la ropa sucia, el fregadero lleno de platos a la vista y los lápices de cera de los niños tirados por el suelo. En realidad, podrías limpiar todo el día, pero debes ser fuerte y aguantar. Durante las horas de trabajo, tu completa atención debe estar centrada en el ordenador. Después de tu horario de trabajo podrás empezar a limpiar hasta que quieras.
5. Una oficina para los niños: Instala una oficina mini en la habitación de los niños. De esta manera, ellos también podrán «trabajar» como hacen mamá y papá y se mantendrán ocupados - o al menos por algunos momentos. ¿O quizás tengas suerte y el día de trabajo de tus hijos dure tanto como el tuyo?
Home Office Kleinkind
6. El programa de televisión correcto: Aunque esté mal visto, a veces se puede poner a los más pequeños delante de la televisión, sobre todo si se trata de un programa adecuado. Desde que empezó el estado de alarma, las cadenas de televisión han ampliado sus programas infantiles. Por ejemplo, los canales Clan y Boing emiten más variedad de series y películas. En TVE y La 2 hacen programas de enseñanza todas las mañanas. Prepara algunos bocadillos aperitivos saludables (por ejemplo, productos del Rincón Natural) y los adultos podréis trabajar tranquilamente.

7. Orden en la oficina: Para que tu lugar de teletrabajo no termine en caos, tiene sentido intentar mantener desde el inicio un orden. Reorganize tu propio sistema de archivo y coloca las carpetas y documentos privados a un lado o en un armario. También deberías comprobar si tienes todo perfectamente listo: ¿la impresora de casa tiene suficiente tinta?, ¿hay papel disponible?.

8. Lo más importante: Mantener la calma. No te pongas nervioso si el teléfono suena y justamente tu hijo te grita que quiere ponerse a jugar ya. Nadie puede estar concentrardo totalmente durante ocho horas en el portátil mientras debe entretener a los niños. Si además le sumas que tienes que hacer la comida... Nadie es capaz de hacerlo. Deje atrás el afán de perfeccionismo y permítete también que algunas cosas no sean perfectas.
Home Office Frau